Autoridad en el campo de la botánica, Luis Eduardo Mora Osejo, es “El personaje 10 del día”

Luis Eduardo Mora Osejo nació en Túquerres-Nariño, el 7 de diciembre de 1931. Adelantó estudios de secundaria en el Liceo de Bachillerato de la Universidad de Nariño (1949). Realizó estudios de botánica sistemática, botánica y geología en la antigua Facultad de Ciencias de la Universidad Nacional de Colombia y en el Instituto de Ciencias Naturales del mismo centro educativo, entre 1950 y 1952. Y de doctor en ciencias en la Universidad Johannes Gutenberg (1954, Alemania), habiendo recibido el título de Doctor, con una tesis que mereció la calificación Magna Cum Laude. También realizó dos postdoctorados, uno en Harvard y en el Instituto Smithsoniano sobre la familia Gunneraceae (1968) y otro en Heidelberg sobre relación simbiótica entre Nostoc y Gunnera (1986).

Recorrió incansablemente el territorio colombiano, colectando flora; su herbario está depositado en el “Herbario Nacional Colombiano”.

Inmediatamente después de terminar sus estudios de doctorado se vinculó a la Universidad Nacional de Colombia, lugar en el que desempeñado varias posiciones académicas y administrativas. Fue profesor de las cátedras de biología, botánica general, botánica taxonómica y morfología vegetal entre 1958 y 1960. Posteriormente entre 1980-1982, fue jefe de la Sección de Botánica del Instituto de Ciencias Naturales en dos oportunidades y director general del mismo entre 1961-1965. Además fue profesor de microbiología del posgrado de ingeniería sanitaria de la Facultad de Ingeniería (1969), profesor de anatomía y fisiología vegetal avanzada en el posgrado de ICA, decano de la Facultad de Ciencias entre 1974 y 1977, y profesor titular desde 1990.

Igualmente, el doctor Mora Osejo se desempeñó como decano de la Facultad de Ciencias Agrícolas de la Universidad de Nariño entre 1961 y 1965. Años más tarde como rector del mismo centro educativo. Durante su permanencia al frente de la Decanatura de la Facultad colaboró en la fundación del Jardín Botánico y del Herbario de esta universidad.

En 1965 fue profesor invitado en la Facultad de Ciencias Naturales de la Universidad Johannes Gutenberg (Mainz, Alemania). Dirigió el Jardín Botánico de Bogotá “José Celestino Mutis” en dos ocasiones y coordinó el proyecto de botánica del Tratado de Cooperación Amazónica entre 1988 y 1990. También fue presidente de la Academia Colombiana de Ciencias Exactas, Físicas y Naturales.

Mora Osejo fue un consagrado investigador de la morfología y fisiología de la flora colombiana, tema sobre el cual realizó contribuciones que le merecieron reconocimiento nacional e internacional. Entre los resultados de dichas investigaciones cabe destacar el descubrimiento de la existencia de una correlación en la arquitectura de la región vegetativa y de la región reproductiva de las plantas Cyperaceas, y el establecimiento de la naturaleza morfológica de las diversas estructuras perigonales de la Cuperaceae y del gancho de las espiculas de Uncinia (Cyperaceae), así como la aplicación del método tipológico comparativo en el establecimiento de sistemas de clasificación natural y fitogenético de las especies de Oreobulus (Cyperaceae). Además logró desarrollar una teoría, según la cual, el factor ambiental con respecto al cual las cormofitas, plantas de altas montañas tropicales, representan mayor sensibilidad, es la humedad relativa de la atmósfera.

Relizó trabajos de herborización en los Llanos Orientales; el Litoral del departamento de Nariño; la región de Barbacoas; los páramos de Santurbán, Almorzadero y Tamá; las selvas del Amazonas; y la Costa del Pacífico. Participó en varias excursiones botánicas en Francia, Costa Rica, Ecuador y la antigua Unión Soviética, que lo distinguen como una autoridad en el campo de la botánica.

También sentó las bases de una nueva dinámica de trabajo en el campo de las ciencias naturales, a través de la organización de espacios institucionales para la enseñanza formal de este tipo de conocimiento. Promovió y colaboró en la fundación de la carrera de ciencias naturales del Instituto de Ciencias Naturales de la Universidad Nacional, al igual que la Carrera de Agronomía y el Departamento de Biología de esta universidad. Fundó igualmente la Estación Biológica ‘Roberto Franco’ en Villavicencio. En la cuidad de Pasto promovió y organizó el Instituto Tecnológico Agrícola de la Universidad de Nariño, con la carrera de ciencias agrícolas de nivel profesional e intermedio, e impulsó una reforma académica profunda de la universidad para dar cabida a nuevos programas relacionados con el cultivos de las ciencias naturales.

Su prestigio académico ha merecido el reconocimiento de varias organizaciones académicas en Colombia y en el extranjero. Fue designado miembro correspondiente de la Sociedad de Ciencias Naturales y Medicina de Alemania, de la Asociación Latinoamericana de Fitotecnia, de la Academia de Ciencias Exactas, Físicas y Naturales de Madrid, y de la John Simon Guggenheim Foundation. En Colombia fue miembro de la Academia Nariñense de Historia, del Comité Asesor de Colciencias, de la Asociación de Ingenieros Agrónomos de Colombia, de la Sociedad Colombiana de Ecología, de la Sociedad Colombiana de Epistemología, de la Asociación Colombiana de Ciencias Biológicas y de la Sociedad Colombiana de Neurobiología.

En 1990, la Facultad de Ciencias de la Universidad Nacional de Colombia exaltó sus logros académicos y le rindió un homenaje por su labor al frente de la decanatura, al otorgarle el diploma de honor conmemorativo de los 25 años de su fundación y distinguirle como ‘Profesor Emérito’. Mereció el Premio Nacional de Ciencias de la Vida, que otorga la Universidad Nacional (1991). Por su parte, la Universidad de Nariño lo condecoró en varias oportunidades: en 1973, con la Medalla al Mérito Universitario; en 1982, con la Medalla al Mérito Universitario de la Facultad de Ciencias Agrícolas; y en 1988, con la distinción ‘Profesor Universitario’.

Participó en múltiples reuniones internacionales sobre administración de la investigación científica y realizó más de 50 publicaciones, con especial énfasis en sobre la familia de las Cyperaceas.

El Dr. Luis Eduardo Mora Osejo falleció en la ciudad de Bogotá el 11 de marzo de 2004, cuando precisamente se preparaba un homenaje en su honor, para su posesión como Miembro Honorario de la Academia.

Por: Jorge Luis Congacha Yunda

Fuente: Academia Colombiana de Ciencias Exactas, físicas y naturales.

Los personajes 10 del día son ciudadanas y ciudadanos que trabajan por un mejor Nariño, desde diferentes sectores de la sociedad. Con esto se quiere reconocer su esfuerzo, compromiso, dedicación y sentido de pertenencia con la región.

Comentarios

Comentarios