Cómo tributan las apuestas deportivas en Colombia

Las apuestas deportivas son una de las formas de ocio más populares entre la población, sobre todo entre los más jóvenes, y cada vez son más las personas que se animan a realizar sus predicciones deportivas en todo tipo de competiciones para disfrutar de este tipo de diversión. Pero también es importante conocer cómo tributan estas ganancias en Colombia y cuáles son las características principales que debemos tener en cuenta para no tener ningún tipo de problema en el futuro con el dinero que hayamos podido conseguir.

Todo tipo de actividad económica que tenga lugar en un país, es regulada a través de los impuestos por parte del Estado, y las apuestas deportivas también están incluidas en este tipo de tributos. De hecho, las apuestas se han vuelto realmente populares en Colombia en los últimos años y cada vez son más las personas que dedican parte de su tiempo a este hobby, ya que les ofrece la posibilidad de divertirse y disfrutar mucho más de sus competiciones deportivas favoritas. Por lo que los impuestos que pueden llegar a generarse a través de esta vía son sustanciales y esto ha hecho que dicho sector haya ido cobrando más relevancia en todo el país.

Mientras que en otros países las apuestas deportivas son actividades ilícitas y perseguidas, en Colombia se encuentran reguladas por ley, y como actividad económica que son, tiene que tributar una cantidad de dinero. Vamos a conocer a continuación un poco más sobre el tema y cuál es exactamente la forma en la que tributan las apuestas deportivas en Columbia. De esta forma, podremos tener a nuestra disposición en todo momento toda la información necesaria al respecto para no tener ningún tipo de problema en el futuro con las ganancias que hayamos podido obtener a través de este medio.

Ganancias ocasionales

En primer lugar, hay que tener en cuenta que las ganancias obtenidas mediante las apuestas deportivas están consideradas como ganancias ocasionales por la ley colombiana. Pero aunque estas ganancias no se cosechan de forma habitual, y como generan una serie de beneficios, el Estatuto Tributario indica que se trata de una actividad que genera impuestos, y que como tal, deben tributar. El mecanismo que utiliza el Estado para recaudar esta serie de tributos es la llamada retención en la fuente, esto significa básicamente que el impuesto se va a recaudar directamente en el momento en el que se gana.

Es decir, no tendremos que esperar un tiempo para poder declararlo, sino que en el momento que hayamos ganado nuestra apuesta deportiva, habrá una cierta cantidad de ese dinero que se retendrá respecto al importe que vayamos a recibir en nuestros bolsillos. El responsable de quitar esta pequeña parte del premio total de la apuesta para destinarlo a los impuestos es el propio pagador de la misma, por lo que el usuario no tendrá que preocuparse absolutamente por nada en todo el proceso. Pero es importante que sepa que hay una cierta cantidad del premio ganado que irá destinada a los impuestos y que no recibirá.

Cuánta cantidad es dicha retención

El artículo 317 del Estatuto Tributario en Colombia establece que la reducción que se aplica a las ganancias en apuestas deportivas es del 20% sobre el importe total. En el artículo 306 de ese mismo Estatuto, también se establece lo que hemos comentado anteriormente acerca de que es el pagador de la apuesta el que tiene que llevar a cabo la retención al entregar la cantidad de dinero ganado al usuario.

Muy importante también es tener en cuenta que la base mínima sobre la que poder realizar la retención es de 48 unidades de valor tributario o UVT, por lo que si el valor del premio es menor no hará falta establecer ningún tipo de retención sobre la ganancia.

Comentarios

Comentarios