Periodista, Rodolfo Pantoja, es El Personaje 10.

Periodista, investigador, columnista de opinión y  Gerente HSB Radio.
Linareño de pura cepa, líder de opinión y dirigente cívico y comunitario. Desde muy joven deja su tierra natal para buscar en la capital del departamento de Nariño un espacio laboral que le permita desarrollar su vocación periodística.
Se vincula a la casa editorial DIARIO DEL SUR, lugar desde el cual conquista escaños y reconocimientos. Sus escritos le permiten darse a conocer ante el gremio de periodistas de la región y granjearse el aprecio, el cariño y el respeto de sus jefes y compañeros de labor.
Hombre de profundas convicciones y de grandes retos. En Linares integra el grupo cívico juvenil en su animo de aportar al desarrollo de su región. Importantes obras se realizan gracias a su gestión ante las diferentes administraciones municipales y departamentales.
Durante esta pandemia covid19 y en su calidad de gerente de HSB Radio eleva su voz para denunciar una serie de irregularidades en la contratación celebrada por la gobernación de Nariño con empresas a las cuales se les ha demostrado reiteradamente una sobrefacturación, hecho que llevó a que se revisen los contratos y se rebajen los valores estipulados. Se evita el pago y cancelación de millonarios recursos, se recuperan dineros valiosos para atender la pandemia covid19 en el departamento de Nariño.
En días pasados y recientes debido a ese valor y ética profesional, el periodista Rodolfo Pantoja recibe una intimidación en las instalaciones de HSB Radio. Pétalos de flores y restos de velas o cirios son tirados y esparcidos a la entrada de la edificación. Una clara intimidación que busca callar su voz, silenciar sus denuncias, amedrentar la palabra. Pero,por el contrario, este acto vil y mezquino antes de intimidarlo lo llena de fortaleza para seguir en su noble labor informativa.
Rodolfo Pantoja «atribuyó esa velada amenaza a la serie de denuncias que se vienen haciendo a través de la emisora en torno a los casos de corrupción que se están presentando en el departamento de Nariño, en muchos de los contratos que se están suscribiendo para atender la pandemia ocasionada por el coronavirus» Igualmente expresa valerosamente que «No nos van a intimidar y por el contrario vamos a seguir adelante cumpliendo con la sagrada misión de informar”.
En un acto de sensibilidad social y compromiso periodístico Rodolfo Pantoja afirma que “En ese sentido nosotros no estamos ocultando absolutamente nada y compartimos la rabia que siente la comunidad al darse cuenta cómo un estado de emergencia como el que estamos viviendo en estos instantes, es aprovechado por personas inescrupulosas para robarle los recursos a la gente más necesitada”. Y airadamente expresa que “A través de HSB RADIO hemos informado de manera permanente sobre los malos manejos que se le han dado a esos recursos y a la vez hemos dicho que este robo de recursos es infame, puesto que se le está quitando la comida a miles de niños de escasos recursos económicos”.
Los corruptos tuvieron que recular en sus actividades ilícitas y se vieron obligados a revisar contratos que significaron la recuperación de miles de millones de pesos que posibilitaron la ayuda para cientos de familias en el departamento de Nariño que les permitió afrontar de una manera más amable las consecuencias de una pandemia como el covid19.
Rodolfo Pantoja nos da una gran lección de compromiso ciudadano, de formacion y etica periodistica, de valor para afrontar los peligros y de capacidad para oponerse a los actos de corrupción.
Lejos de amedrentarse Rodolfo deja en claro que «es muy posible que muchos sienten que nos estamos metiendo en sus ilícitas actividades y nos quieren amedrentar, pero a ellos yo les digo que nada ni nadie nos va a atemorizar y lejos de eso, vamos a seguir con nuestras denuncias en contra de los corruptos”.
En la figura del periodista Rodolfo Pantoja le rendimos un tributo de admiración y respeto a esos periodistas que ejercen su labor con la pasión de la verdad, que prefieren el rechazo institucional a la conformidad económica o laboral. En él la palabra toma otro cariz y se viste de servicio a su comunidad.
Nuestra solidaridad con Rodolfo Pantoja, con su labor destacada, con su trabajo serio y honesto y, sobre todo, con la profundidad de sus convicciones que muchas veces nos han puesto en orillas diferentes, pero que siempre se han enmarcado por el respeto y la tolerancia.
Que la palabra siga libre, franca y sincera en ese compromiso de ser vocera de una comunidad y garante de la transparencia en el ejercicio del gobierno.

Comentarios

Comentarios