Pionero del Metal en Nariño, Ricardo Homero Arciniegas Erazo, es “El personaje 10 del día”

El nariñense, Ricardo Homero Arciniegas Erazo es integrante de la banda de Metal, Vobiscum Lucipher.

Página10. ¿Cómo llegó al Metal?

Podría decir que llegué al mundo del Metal gracias a la película de la banda inglesa KISS “Meets the phantom of the park”, una película odiada y amada por muchos. Recuerdo que aquella vez, aun siendo un adolescente, cursaba el grado 8° (1989), me encontraba mirando Teleamazonas, un canal Ecuatoriano, donde presentaron la mencionada película. Para mí escuchar una música diferente, mirar unos músicos extravagantes con su “pinta”, maquillaje y tipo de género musical, hizo que desde esa vez quedara impactado, con ganas de saber más de esta banda y por supuesto por este tipo de música.

Era la primer vez que escuchaba y miraba un grupo que posteriormente entendí que su género era hard rock. Más tarde, acompañando a mamá a hacer algunas compras a la ciudad de Ipiales, pasamos por una antigua discotienda que estaba ubicada frente a los “cambistas” en la calle 14, mire un disco (LP) doble de la banda que me impacto en la TV; ese disco se titulaba “Alive”, pedí el favor a mi madre que me lo comprara, quien asombrada, accedió a regalármelo. Meses después se repitió la misma historia y en esta oportunidad me compraron el disco o LP “destroyer”. KISS fue la banda con la que hice “escuela” en el hard rock. Posteriormente, conocería más bandas gracias a mi primo Eduardo “Ñato” a quien lo visité en Cartagena en unas vacasiones. Me grabó unos cassettes de las bandas ELO, Pink Floyd, Deep Purple, AC/DC, The Beatles, Queen, Black Sabbat, The Doors, Rolling Stones, Janis Joplin y Led Zeppelin por mencionar algunas. Aquella vez, a mi regreso a casa venia “cargado” de música, me atrevería a decir, que las bandas que traía grabado pocos amigos las conocían o las tenían aquí en Pupiales.

Dos años más tarde, conocí a Victor Chamorro, un muchacho de la capital, quien vino a estudiar al colegio Nacional de Comercio de Pupiales. Con él comenzamos a intercambiar cassettes y fue así que conocí a Gun´s N´Roses, Metallica, Bon Jovi, Cinderella, Megadeth, Aerosmith, Iron Maiden y otras. Sin embargo, me fui dando cuenta que “quería más”, es decir, estos géneros hasta ese entonces tanto escucharlos ya no me “llenaban”. Es así como, un día estando en grado 10mo, nuestro profesor de teatro nos llevó a la casa de la cultura de la ciudad de Pasto y fue ahí que en una antigua discotienda ubicada en ese entonces frente a almacenes LEY- hoy en día almacén ÉXITO, compré el disco o LP “South of Heaven” de la banda SLAYER y “Arise” de Sepultura. Este nuevo sonido definitivamente me atrajo sintiéndome ya identificado con sonidos pesados como el thrash, death,  grindcore y black Metal.

Página10. ¿Por qué?

El escuchar Metal me hace una persona diferente, ya que éste género musical no es para todo el mundo. Somos pocas las personas que lo sentimos fervientemente y nos hemos mantenido a pesar de muchas pero muchas adversidades: en la familia, sociedad y trabajo. Así mismo, gracias al Metal he aprendido muchas expresiones, palabras y formalismos que me han servido en el manejo del idioma extranjero inglés que fue lo que estudié. Lo he aprovechado a manera de auto estudio y práctica.

En vista que en Nariño (en ese entonces) no había ningún magazine especializado en Metal; un buen día junto a mi gran amigo Jimmy Moran (Occult) decidimos crear RITUAL ZINE, un medio informativo impreso dedicado a apoyar a nuestras bandas colombianas y bandas internacionales con quienes ya teníamos contacto. Realizando reviews de sus producciones, de conciertos, entrevistas y más; Jimmy ya no me acompañaría en la liberación de los 3 siguientes ejemplares. Decidí continuar en mi soledad y no contento con esto, comencé a organizar eventos de verdadero Metal en la ciudad de Pasto. Siendo el primer concierto con la participación de la banda Masacre de la ciudad de Medellín, un concierto con grandes contra tiempos ya que lo querían cancelar (los de mi época darán fe de esto), concierto organizado en las antiguas instalaciones de un parqueadero que se encontraba localizado frente al parque infantil. Pasaron los años y los conciertos crecían extendiéndose a ciudades como Ipiales, Pasto y por supuesto Pupiales con la participación de bandas nacionales e internacionales.

Después del magazine y los innumerables conciertos, decidí junto a Oscar y Diego Pantoja formar la banda Vobiscum Lucipher, bajo el firme convencimiento de crear nuestra propia música y por supuesto aportarle a la escena local, nacional y mundial. Contamos con dos producciones profesionales en CD, un Split en cassette profesional, tres videos clips, participación en varias revistas de Metal nacional e internacional, participación en conciertos privados y públicos, festivales municipales, departamental e internacional. Siendo el más importante, Rock al Parque (2018).

Página10. ¿Cómo hizo para conectarse con el mundo musical?

Ese acercamiento con el mundo musical se lo debo a mi entrañable amigo Beto Montenegro (QEPD), dado que él me facilitó un par de cassettes donde había grabado estando en la ciudad de Cali un programa radial llamado La Cortina de Hierro, el cual fue dirigido por quien sería luego mi parcero del Metal, Mauricio “Bull Metal” Montoya (QEPD). Recuerdo que en uno de sus programas presentaba una nueva y joven banda procedente de Tunja- Boyacá. Esta banda se llamaba Carcinogen y en cuyo programa Mauricio presentaba su primer demo rehearsal titulado “Imperio del terror”. Fue así que escribí directamente al guitarrista Hernan Ramirez, con quien aún mantengo contacto después de tantos años, y adquirí su Tape. Hernan me pasó varios contactos de disqueras, bandas y en especial de un gran magazine de Medellin llamado Hell Zine. Fue así que conocí a Cesar Mejía (editor y productor) y a varias bandas y disqueras de Medellín, especialmente, comencé a adquirir revistas y música en varios formatos audiovisuales: cassettes, BETA, VHS, LP´s y 7 EP´s en ese entonces. Poco a poco mi colección personal llegó a superar alrededor de 3000 artículos en música y llegue a tener contacto directo con bandas de ciudades importantes del Metal en Colombia como Cali, Pereira, Bogotá, Medellín y otras, como también en Ecuador, México, Bolivia, Perú, Costa Rica, Cuba, Canadá, Italia, Brazil, Argentina y República Checa.

Página10. ¿A qué edad?

Cuando comencé a inclinarme por los sonidos del hard rock tenía alrededor de 16 años, cursaba grado 8°. Posteriormente con el Metal a la edad de 18 años, cursaba grado 11° y puedo afirmar que mi entrega total por este género musical la desperté estando cursando mi carrera profesional en la universidad Mariana de la ciudad de Pasto. Básicamente vivía independientemente y fue este el momento para salir a otras ciudades, conocer headbangers, productores y organizadores de eventos, como también presenciar verdaderos conciertos de Metal donde participaban bandas colombianas ya reconocidas en aquella época, como Mistyfate, Occultus, Agony, Anima, Apolions Genocide, Angel Negro, Masacre, Pagan Fears, Typhon, Neurosis, Infernal, Sorciers, Utux Xul, Wichtrap y otras, en ciudades como Popayán, Cali, Bogotá y por supuesto en varias ciudades del Ecuador.

En la actualidad tengo 45 años de edad, soy docente de inglés en un colegio oficial de la ciudad de Ipiales. Aún sigo distribuyendo música, camisetas y revistas a los headbangers que me escriben; así mismo, sigo haciendo las voces en la banda Vobiscum Lucipher con quienes nos encontramos en proceso de composición de nuevos temas. Afortunadamente cuento con el “apoyo & tolerancia” de mis hijos y esposa, quienes miran en mi a un amigo, confidente, profesional, artista y buen papá.

Gracias por la invitación y el espacio para compartir con los seguidores de página 10 algo de mi vida.

Los personajes 10 del día son ciudadanas y ciudadanos que trabajan por un mejor Nariño, desde diferentes sectores de la sociedad. Con esto se quiere reconocer su esfuerzo, compromiso, dedicación y sentido de pertenencia con la región.

Comentarios

Comentarios