Tragedia ambiental en Tumaco.

Ecopetrol y Cenit, filial del Grupo Ecopetrol dedicada al transporte de hidrocarburos en el país, informan que se puso en marcha un plan para adelantar labores de recolección y limpieza en el río Caunapí, zona rural del municipio de Tumaco, que se vió afectado por residuos de petróleo producto del hurto de hidrocarburos.

La situación fue conocida por el Grupo Ecopetrol hoy, 9 de febrero de 2020, en un recorrido realizado en conjunto con el Consejo Municipal para la Gestión del Riesgo y Desastres de Tumaco y líderes del Consejo Comunitario “Amigos de la Espriella”, para verificar la información dada por la comunidad sobre afectaciones en la fuente hídrica.

Sobre el río Caunapí se mantiene monitoreo continuo y barreras de contención (puntos de control) en los sectores de La Brava y La Espriella, que hacen parte del plan de contingencia del Oleoducto Trasandino.

El apoderamiento de hidrocarburos es uno de los principales delitos que afecta la operación petrolera en esta región del país. En el año 2019 se registraron un total de 1.028 válvulas ilícitas en este sistema de transporte, en los municipios de Tumaco, Barbacoas y Ricaute; en lo transcurrido del año 2020 se registran 115 válvulas ilícitas en este oleoducto.

Cenit y Ecopetrol rechazan estas acciones ilícitas que ponen en riesgo la integridad de las personas, afectan el medio ambiente, impiden el bienestar de las comunidades y el normal desarrollo de las actividades petroleras.

Comentarios

Comentarios