Periodista nariñense, Eduardo Vicente Benavides Portilla, es El Personaje 10.

El sábado a partir de las seis de la mañana el pueblo de Nariño se da una cita con el periodista EDUARDO VICENTE BENAVIDES PORTILLA y su Programa ALFOMBRA ROJA, que se emite por la emisora TODELAR de Pasto.

Desfilan en su palabra los personajes y acontecimientos más destacados de la semana. Aplaude los actos generosos y altruistas y fustiga a aquellos que con su actuar deshonran a su oficio, profesión y cargo.

Empresarios, políticos, comerciantes y opinión pública en general acuden a esta cita semanal para enterarse de las actuaciones de nuestros dirigentes y funcionarios.

El periodista EDUARDO VICENTE BENAVIDES PORTILLA eleva su voz para reclamar justicia y dignidad para con el pueblo de Nariño. Denuncia los malos procederes, eleva plegarias, pronuncia letanías y conmina a los corruptos para que enmienden su proceder.

Canta, baila, ríe y gestualiza de tal manera que el pueblo soberano encuentra una válvula de escape para sus quejas y lamentos.

No nos queda duda alguna cuando expresamos que esa novedosa manera de hacer y ejercer el hermoso oficio del periodismo es una forma de reconciliarse con la Palabra y de llevar conciencia al pueblo soberano.

El periodismo recupera esa noble misión de servicio social, de ser el puente natural entre la sociedad y sus gobernantes para llevar progreso y desarrollo a los pueblos.

En medio de chanzas y sonrisas, de bailes, cantos y letanías vamos entendiendo la importancia de ejercer sanamente la democracia, de elegir en justicia a nuestros gobernantes y de valorar los buenos procederes de nuestros congresistas, concejales y diputados.

Que falta que hace en Nariño y en Colombia ese periodismo independiente, sin ataduras, sin censuras y sin resabios. Esa es, quizá, la mejor manera de profesar ese honroso oficio periodístico.

“Nadie atará mi palabra, mi voz es libre”, lema de combate del periodista EDUARDO VICENTE BENAVIDES PORTILLA, quien nos ha enseñado un nuevo derrotero periodístico, conminandonos a ejercer la libertad de pensamiento como el más sagrado de los derechos humanos.

Reciba periodista EDUARDO VICENTE, un pequeño homenaje a ese su innovador estilo de informar y comunicar. ALFOMBRA ROJA ya es casi un patrimonio del pueblo nariñense.

QUE NADIE, QUE NADIE ATE SU PALABRA…

Comentarios

Comentarios