Defensora de la equidad de género, Natalia Hidalgo, es el Personaje 10

Los espacios de equidad de género permiten visibilizar abiertamente que está ocurriendo en los diferentes contextos de la sociedad (laboral, académico, cultural, familiar, deportivo etc) con respecto a la distinción y respeto que se le otorga a la mujer, así mismo se valora desde un contexto personal como nos ubicamos en los diferente roles y cuál es la visión que se desprende de la mujer contemporánea.

En el Departamento de Nariño hay muchas mujeres que académica  y laboralmente  llevan un bagaje extenso en materia de equidad de género, conocimiento de rutas de atención  en casos de violencia sexual e intrafamiliar, derechos y garantías entre otros importantes temas, mujeres que no les tiembla la voz al momento de exigir el cumplimiento de derechos y enseñar a otras mujeres a empoderarse.

Un claro ejemplo de ello es Natalia Andrea Hidalgo López, una mujer fuerte y valiente, dada en oratoria a todas las personas que la conocen, independiente y empoderada, que a lo largo de los años ha tomado la equidad de género como una herramienta clave para ayudar a muchas mujeres en la protección y garantía de sus derechos.

Oriunda del Municipio de Pasto,  Abogada, Especializada en instituciones jurídico penales, y Maestra en psicología jurídica. En su experiencia laboral se refleja el litigio, Defensora de derechos humanos de mujeres, representante de víctimas de la Defensoría del pueblo, Ex Fiscal de Violencia Intrafamiliar y Docente Universitaria.

Página10. Su trabajo académico y laboral ha sido un referente importante en el Departamento de Nariño en la búsqueda de la equidad de género. ¿Cuáles cree que son las falencias por las que existe impunidad en muchos de los casos de violencia intrafamiliar, sexual y de género?

Natalia H. Creo que las falencias nacen de la interiorización y normalización del machismo. Así se capacite en normas, si él o la funcionaria son machistas en su diario vivir, tratarán de la misma forma a las usuarias, pacientes, víctimas, usuarias etc.

El sistema del Estado, en general, debería garantizar perfiles de profesionales que hagan su trabajo con perspectiva de género en todas las áreas, poniendo énfasis en todas las de las rutas de atención. Lastimosamente a veces se privilegia el favor político, el eficientismo y las cifras antes que el ser humano que se atiende

Página10. El machismo en el Departamento de Nariño es fuerte tanto en hombres como en mujeres. ¿Qué se necesitaría para interiorizar como sociedad que naturalizamos las conductas violentas?

Natalia H. Actualmente se trata de muchas formas atender los casos cuando ya la víctima está en situaciones físicas y psicológicas de riesgo. Está bien atender los casos, pero debemos trabajar paralelamente en educar generaciones nuevas, ya que si no apuntamos a la niñez no vamos a modificar la “costumbre violenta”.

Página10. El machismo ha matado miles de mujeres alrededor del mundo, el feminismo no. ¿Que opina al respecto?

Natalia H. Como todas las luchas por igualdad, el feminismo está siendo estigmatizado. Como insulto se habla de ser “feminazis”, así como se humilla a les líderes sociales, se criminaliza a les defensores de derechos humanos. El feminismo busca respeto, dignidad, no supremacía.

Página10. ¿Cómo incluir o enseñar a nuestras niñas para que comprendan lo que se entiende por roles de género?

Natalia H. Creo que en casa deberían empezar esos cambios, dejar de imponer colores, juguetes, comportamientos. Además, desde los espacios educativos se debe reeducar a padres y madres para manejar una misma línea de comprensión y respeto ya que hay mucha ignorancia en estos temas, y debe ser un trabajo toda la niñez sin importar su sexo, como lo dije anteriormente, tratar de generar una nueva generación respetuosa y que comprenda la dignidad humana en el ser.

Página10. ¿Cuál es el mensaje que les daría a todas las mujeres que en este momento están atravesando por hechos violentos?

Natalia H. Que busquen ayuda, no sólo en lo legal, sino en verse como seres con derechos, que valen que merecen algo más que la violencia, que ahora somos muchas más mujeres que estamos ahí y que creemos en ellas. Que esa mujer que llora humillada, es capaz, es fuerte, pero necesita un espacio de apoyo y sororidad sin juicios, y que ahí estamos para ella.

 

Este espacio es patrocinado por CEDENAR, teniendo en cuenta su línea de equidad de género.

Comentarios

Comentarios