Procuraduría exige a exguerrilleros de las Farc, mayor información sobre crímenes cometidos en la costa pacífica de Nariño

La Procuraduría General de la Nación pidió a la Jurisdicción Especial para la Paz (JEP) que les exija a los excombatientes de la extinta guerrilla de las Farc que actuaron en la zona de influencia de Ricaurte, Tumaco y Barbacoas, en Nariño; una mayor colaboración para lograr la ubicación y eliminación de las minas antipersonales plantadas en esa región.

El órgano de control señaló que los comparecientes no brindaron claridad respecto a los lugares específicos en los que fueron colocados y “donde posiblemente aún continúan plantadas”.

Así mismo, la Procuraduría encontró un avance mínimo en materia de aportes a la verdad por violencia sexual, por lo que solicitó que se prioricen esas conductas en las versiones rendidas, así como se diseñen estrategias para que los exguerrilleros reconozcan su responsabilidad y brinden su testimonio de manera plena, detallada y exhaustiva.

Con relación al reclutamiento forzado de ciudadanos, indicó que se espera de los comparecientes un cambio en su argumentación, que implique el reconocimiento de ese comportamiento y una mayor claridad en las versiones sobre temas como las estrategias y métodos empleados. Además, “que se expliquen con detalle las consecuencias que tenía para la población civil el rehusarse o negarse a engrosar las tropas de la guerrilla”.

Finalmente, requirió que se indaguen con mayor profundidad los casos de desaparición forzada, las poblaciones que resultaron más afectadas por ese flagelo y la frecuencia con la que esos hechos se ejecutaron en el territorio.

Comentarios

Comentarios